PAZO DE BARRANTES (RÍAS BAIXAS)

Existen muchas bodegas en Rioja, pero muy pocas con el encanto de la finca Pazo de Barrantes, situada en la D.O. Rias Baixas que está compuesta por 12 hectáreas en torno al histórico pazo de 1511, a orillas del río Umia. El clima de la finca es Atlántico, muy suave y con unas precipitaciones caudalosas que llegan a rondar los 1.500 mm anuales. La finca nació con la intención de ser un viñedo de tamaño medio orientado a la máxima calidad de sus vinos. Sin embargo, es una continuidad, en la forma de elaboración del vino, del espíritu de la bodega riojana fundada por el Marqués de Murrieta ya que se controla en todo momento el viñedo en cuanto a su conducción, poda, rendimientos o determinación del momento idóneo de vendimia.

Su ubicación en el valle del Salnés le sitúa, en el corazón de los blancos de las Rías. Ésta es la subzona de la denominación con una influencia marítima más acusada que se reconoce en toda la uva albariño del viñedo.

En relación a las bodegas en Rioja, la finca Pazo de Barrantes es una bodega que ha sido pensada para una elaboración limitada por lo que está actualmente dotada con la mejor tecnología del momento.